Que es el CNAE y diferencias con el IAE

Muchos de vosotros cuando constituís con CompanyExpress, no entendéis exactamente a qué nos referimos cuando os hablamos de que es el CNAE o el IAE. A continuación tratamos de explicaros la diferencia entre estos dos conceptos tan utilizados:

El código CNAE es la abreviatura de Clasificación Nacional de Actividades Económicas, es un sistema que agrupa las unidades de producción de acuerdo con la actividad específica realizada cuya última actualización entró en vigor en enero de 2009. Es por ello que,  cuando se constituye una Sociedad Limitada (S.L.), preguntamos por la actividad exacta que se desarrollará en la misma y buscamos el CNAE que le corresponda según dicha actividad.

Actualmente el CNAE se divide en 21 grupos que podéis ver desglosados en  el siguiente enlace

El uso principal de este código es para estadísticas públicas y es siempre obligatorio en las escrituras de constitución de sociedades de responsabilidad limitada.

Sin embargo, el CNAE puede cambiar a lo largo del tiempo ya que la empresa puede desarrollar distintas actividades por lo que, si el CNAE que figura en nuestras escrituras no es el correcto porque realizamos otra actividad diferente a la que veníamos desarrollando hasta el momento, deberemos hacer constar esta modificación en el Registro Mercantil.

Es importante también saber qué es el IAE, éste es un código alfanumérico que se utiliza para la clasificación de las empresas a efectos del Impuesto de Actividades Económicas y su relevancia es tributaria. Es importante tener en cuenta que todas las personas que realicen en España actividades del tipo empresarial, son sujetos pasivos del IAE y éste debe abonarse en los Ayuntamientos del domicilio de la empresa donde se ejerza la actividad.

Así pues, vemos que el CNAE, a diferencia del IAE no es un impuesto, sino simplemente un código numérico con efectos estadísticos pero igual de importante a la hora de constituir la Sociedad Limitada (S.L.)

Os dejamos en este enlace un conversor de códigos CNAE a IAE y viceversa, que sirve de mucha ayuda para encontrar cuál es el más adecuado a la actividad concreta que se quiere desarrollar.

 

 

Sociedad Limitada vs autónomo: qué me conviene?

Es una típica pregunta que nos llega con frecuencia por parte de los trabajadores autónomos: ¿Me conviene seguir como autónomo o crear una Sociedad Limitada? ¿Cuál es el precio de constitución? ¿Puedo contratar a personas que trabajen conmigo?

Para ayudarte en tu elección y poder tener el negocio rentable que deseas, hemos escrito este artículo, que esperamos te sirva para tomar tu decisión:

  1. El primer punto al que debemos hacer referencia es a la responsabilidad. Como bien sabemos, la Sociedad Limitada (S.L) es una sociedad de responsabilidad limitada, o lo que es lo mismo, se responde con el patrimonio que tenga la sociedad, con el capital social (en forma de dinero o de bienes) que se haya aportado.En cambio como empresario individual tu patrimonio personal es el que queda comprometido ante, por ejemplo, deudas frente a terceros. Es por ello que, la Sociedad Limitada es una buena oportunidad de separar el patrimonio personal del profesional.
  2. Por otro lado, hace un tiempo era más rápido constituirse como trabajador autónomo que constituir una sociedad limitada, pero con Company Express, realizamos tu Sociedad Limitada y te damos de alta de autónomo en tan sólo tres días, de forma rápida, segura y sin tener que hacer tú los trámites necesarios para ello: Enlace En este punto es necesario expresar que una de las mayores dificultades para quienes quieren constituir una Sociedad Limitada para su negocio rentable es la necesidad del desembolso del capital social fijado en un mínimo de 3.000€. Pues bien, con nosotros no es necesario que tengas los 3.000€ en efectivo, sino que con aportación no dineraria o, lo que es lo mismo, aportando bienes por valor de mínimo 3.000€ también las puedes tener, en las mismas condiciones y con las mismas ventajas: Enlace 
  3. Otra de las características que tiene la sociedad limitada es que se inscribe en el Registro Mercantil, esto se traduce en que la información es de carácter público y, es una ventaja para las empresas que quieran contratar tus servicios debido a la transparencia de información.. Por tanto, también ayuda a la imagen empresarial.
  4. Los emprendedores a través de Sociedad Limitada también, tienen acceso a muchas ayudas, lanzaderas y promociones además de que siempre puedes contar con nuevos inversores que apuesten por tu proyecto y que quieran invertir en él.

Así pues, éstas son algunas de las tantas ventajas de constituirte como sociedad limitada y ayudar así a la rentabilidad de tu negocio.

Resumiendo, las principales ventajas  de constituir una Sociedad Limitada frente al autónomo, son no tener que arriesgar tu patrimonio personal, la velocidad para realizar el tramite, podrás recibir financiación privada y podrás optar a ayudas públicas, como los créditos ENISA.

En Company Express te esperamos para ayudarte y asesorarte en todo aquello que necesites